Masajes eróticos en Sevilla

La Belleza

El arte, aflora del alma al manuscrito , a la partitura, al lienzo, expresa los sentimientos del corazón, perturba los sentidos, abruma como el tiempo.

Los masajes orientales reflejan sensaciones parecidas, el placer sin puntos suspensivos de sus sacerdotisas, poetisas con liviano pudor, desatan pasiones; sus brazos entrelazados como versos acarician nuestros deseos y su rima dibuja la cadencia de un cuerpo, que como el viento moldea la infinita arena de las dunas, en un poema sensorial de sonora plasticidad.

 

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *